EL INGENIOSO MÉTODO QUE LOS PERSAS LE AFANARON A LOS EGIPCIOS PARA MANTENER FRESCO EL AMBIENTE.

El calor incesante, hace estragos para esta época del año, en esta parte del planeta, donde por ahora, vivimos en primavera. Hoy en día es fácil aplacar las altas temperaturas, gracias al avance tecnológico, pero en algún momento de la historia, la humanidad, tuvo que lidiar con LA calor sin la ayuda de ningún tipo de artefacto electrónico. Afortunadamente, no vivimos en esos tiempos pasados, pero te contamos, algunas de las alternativas que surgieron de la necesidad de combatir las elevadas temperaturas.

Para entender bien la situación, hay que viajar imaginariamente, hasta Iran, país que cuenta en su mayoría con un clima árido y caliente. Es por esto que los antiguos Persas, influenciados por los egipcios, desarrollaron un sistema para combatir el calor, incluso antes de la invención de la electricidad domiciliaria.

La piedra angular de este sistema eran una o varias torres altas adosadas a los edificios que se quería refrigerar, generalmente rectangulares, aunque también podían ser circulares, cuadradas, octogonales o tener otras formas ornamentadas. Su misión era captar el viento frío de las alturas e introducirlo en las edificaciones para refrescarlas. Una vez dentro, era conducido por una serie de canales hasta las estancias inferiores y el cambio de la flotabilidad del aire hacía el resto: como el aire caliente se eleva sobre el frío, el fresco del exterior permanecía en las habitaciones mientras que el calor se elevaba y salía por la misma torre. En algunos casos, el sistema hacía pasar la corriente externa por depósitos de agua para enfriarla aún más.

De acuerdo con la información de la BBC, la diferencia de temperatura entre el exterior y el interior de edificios con este sistema milenario podía alcanzar los 16 grados centígrados.

Al parecer, este sistema no lo inventaron los persas, sino los egipcios hace más de 3.300 años, pero es en la ciudad iraní de Yazd donde se conservan actualmente más ejemplos del ingenio, la mayoría en desuso. Aunque hay controversia, ya que algunos historiadores defienden que sí se ideó por primera vez en la región que ocupaba la antigua Persia. Sea como fuere, lo cierto es que estas construcciones se generalizaron en la Edad Antigua en todo el Medio Oriente y el norte de África.

Asimismo, lo inventasen o no, en lo que sí hay consenso entre los historiadores es en que los persas fueron el pueblo que más perfeccionó el sistema.

Sobre el Autor